Tres sencillos pasos para motivarte

La motivación es una cuestión interna y necesaria para conseguir nuestros retos en la vida. Vamos a desmigar lo que es en este post y te voy a ofrecer tres sencillos pasos para que aprendas a motivarte.

Concretamente, ¿qué es la motivación?

Podríamos decir que la motivación es el conjunto de motivos que te mueven a la acción.
La motivación es la voluntad que estimula a hacer un esfuerzo con el propósito de alcanzar ciertas metas.
Por tanto, la motivación está relacionada con la voluntad y el interés.

¿Dónde reside la motivación?

En el interior de cada uno de nosotros. En realidad la motivación es AUTO-motivación.
Y es que, la motivación es el motor que pone en marcha esta voluntad de la que hablamos y ese motor sólo puede ser interno, no externo a nosotros.

Y esto es una buena y una mala noticia a la vez. Es una buena noticia porque depende cien por cien de nosotros encontrar aquellas cosas que nos motiven.
En el lado opuesto nos encontraríamos que estamos obligados a ponernos en marcha para definirlo y conseguirlo por nosotros mismos. Y esto requiere esfuerzo y para muchos ya no es tan bueno.

¿La motivación se contagia?

Negativo, porque depende de cada uno de nosotros. Es algo intrínseco a nosotros.
Lo que sí se contagia es el Entusiasmo.

Auto Motivación

Tres sencillos pasos para auto-motivarnos:

  1. Buscar, visualizar, pensar, identificar un objetivo, en algo que queramos conseguir en el plano que sea de nuestra vida, algo que nos interese conseguir en nuestra vida, algo que deseemos.
    Por ejemplo, esta mañana leía que Ferrer (David Ferrer) ha dicho que poder acabar tercero la temporada, le da motivación. Como vemos, es algo interno, no algo alguien le imponga desde fuera.
    Y reflexionar acerca del para qué quiero conseguirlo. Si lo que me aporta es algo importante para mí, conseguirlo me va a motivar más que si su aportación es banal.
    Por otro lado, el objetivo tiene que ser realista porque hemos de asociarle la creencia de que podemos hacerlo. Y esto es muy importante.
    Los pensamientos asociados a una acción, van a determinar en mucha parte la consecución de la misma.
    Hay una frase de Henry Ford, que me encanta, muy relacionada con esto: ‘Tanto si crees que puedes, como si crees que no puedes, estás en lo cierto’. Tú eliges.
    Nuestro pensamiento determina, en gran medida, nuestra actitud.
  2. Una vez que vemos claramente cuál es nuestro objetivo, vamos a dividirlo en pequeñas tareas que nos lleven a conseguirlo.
    Es como si construyéramos los peldaños de una larga escalera. Comenzamos a subir por abajo, poco a poco y en la parte de arriba nos espera nuestro objetivo, aquello que nos motiva.
    Por ejemplo, cuando queremos estudiar una carrera universitaria, hemos de hacer los diferentes cursos.
    Si queremos volar en parapente, primero aprenderemos a manejar la vela, después volaremos desde lugares bajitos para finalmente volar en lugares espectaculares.
    Si queremos aprender a navegar (aquí que tenemos el mar tan cerca), primero tendremos que conocer las diferentes partes del barco, los diferentes elementos que lo componen, comenzaremos a navegar cuando haya poco viento para, finalmente, ser capaces de navegar en circunstancias más complejas.
    Si queremos conseguir algo grande, algo que nos motive realmente y que nos entusiasme mientras recorremos el camino para conseguirlo, es necesario ir cumpliendo etapas de menor a mayor dificultad.
    A nadie se le ocurre comenzar una carrera universitaria matriculándose de las asignaturas del último año.
    O comenzar a volar en parapente, despegando desde el Teide.
    O navegar por primera vez un día de tormenta.
    Lo que siempre digo: pequeños pasos, grandes resultados.
  3. Cuídate mientras lo haces.
    Cuidarse significa, no sólo cuidarse físicamente (alimentación, comida, etc.), sino también mentalmente: tomarse un descanso cuando sea necesario, tomarse tiempo para analizar el progreso realizado y, por qué no, premiarse de alguna manera cada vez que consigo avanzar un peldaño más en esa escalera imaginaria de tareas de la que hemos hablado.

Si te pones manos a la obra con estas tres sencillas cosas, observarás cómo se producen cambios muy positivos en tu día a día.

Te dejo aquí un vídeo para que te inspire cada mañana. A mí me da muy buenos resultados… : )

About Carolina

Creo ciegamente en que la transformación personal conduce a la transformación organizacional. Creo que es posible un mundo mejor. Me encanta estar al lado de los demás cuando se convierten en la mejor versión de sí mismos. Coach experto en coaching comercial, habilidades de dirección y comunicación personal y organizacional. Soy entusiasta con el Social Media por las oportunidades que nos brinda y me uno totalmente al nuevo concepto naciente de "Human Media".

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
 

Coaching

¿Cómo sería tu vida sin esos límites que tú estableces?
¿Qué potencial hay dentro de ti que aún no has desarrollado?
¿Con qué nivel de felicidad eliges vivir?
Si quieres obtener la mejor versión de ti mismo, te escucharé y te acompañaré mientras lo consigues.
Contacta conmigo.

Formación

¿Con qué sueñas respecto a tu organización?
¿Qué está en tu mano hacer para conseguirlo?
Formación para empresas con metodologías innovadoras.
Cursos de desarrollo de habilidades comerciales y de potencial directivo.
Ver más.